Primer guión de fuga: La mosca cojonera

¿Cómo empieza uno a escribir guiones? ¿Por qué? Yo pensé (como tantos) en escribir un relato con “La mosca cojonera”. Tenía mil premisas y mil escenas divertidísimas, pero tal vez el 10% de la paciencia que requería escribirlas. Puede que me encantase una escena cuando se me ocurría mientras conducía, pero luego, a la hora…Read moreRead more

Tercer punto de fuga: Los antidepresivos y Psiconautas

¿Alguna vez has tomado antidepresivos? Yo lo hice por primera vez una tarde de hace unos años. Estaba en la sala de la plancha, que se había convertido en mi nueva habitación desde que empezó a sucederme aquello que me empezó a suceder. La razón que me contaron mis padres fue que el fresco corre…Read moreRead more

Segundo punto de fuga: “Aquel verano”, uno de tantos

Aquel verano, uno de tantos. Me dejaban solo en un pueblo absurdamente diminuto con mis abuelos, que solo vivían para cebarme como a un cerdo y para fracasar constantemente al advertirme que no volviese a llegar tarde a casa. Que se daban cuenta de que era imposible evitar que todas las semanas nos rompiésemos alguna…Read moreRead more

Primer punto de fuga: “Blankets”, de Craig Thompson

  Puedo llegar a comprender a una mayoría que asocia el cómic con un frikismo rancio de aspecto desarreglado y problemas de madurez. Es normal, los tópicos inundan este lenguaje, tanto dentro como fuera de sus círculos. Pero lo cierto es que me he aficionado a descubrir novelas gráficas que tratan temas peliagudos con ese…Read moreRead more